domingo, 19 de julio de 2015

ITV EN PROCESO

Hoy he ido a Barcelona al médico, cada seis meses me toca visita de control, es bastante rutinario rozando lo aburrido o sea que cada seis meses voy de visita me hacen las correspondientes pruebas todo está estable hasta el siguiente control.
Esta vez yo iba más contentan que nunca en el último control me salió que estoy estable o sea igual que hace tres años, ignorante de mí, o sea que yo iba súper contenta ya que dentro lo malo todo sigue igual (como diría Julio Iglesias)
Hoy cuando he salido de casa ya he empezado mal la tarde, he tenido que hacer mil maniobras para poder sacar el coche, cuando he puesto el gps ha decidido no funcionar, en aquel momento tendría que haber seguido las señales , dar media vuelta y volver a casa. Pero no ignorante de mi he seguido y claro estamos en julio el mes del año donde los pisa pedales sacan el coche de casa y se ponen a hacer kilómetros y claro entro todo este tráfico me encontraba yo, sin gps, y con el tiempo en mi contra para llegar.
Cuando estaba a punto de llegar me equivoqué de salida y la lié eso ya es un clásico pero hoy mi nivel de estrés subiendo por momento. Cuando he llegado como iba bien de tiempo he decidido ir a la cafetería la sorpresa ha venido cuando he visto que dentro de mi bolso no había mi cartera, ni documentación, ni dinero, ni tarjetas ni nada….
Lo primero que he hecho ha sido llamar a Nico a ver cómo podía ayudarme, pero como siempre en estos casos nunca hay nadie al otro lado.
He buscado y rebuscado hasta encontrar una tarjeta por suerte he encontrado una tarjeta de una cuenta que está en desuso antes de seguir poniéndome más histérica he decidido hacer una transferencia y así poder pagar el parking.
Para cuando he entrado a la consulta me ha sorprendido ver al doctor con un ventilador pegado en el cogote, pero según él no lleva nada bien el calor, y quién si con estas temperaturas?
Cuando le he dado los resultados y he visto su cara y lo  mucho que iba cambiando a medida que iba leyendo los resultados a mí me iban entrando todos los males de este mundo. Finalmente el doctor se ha pronunciado, mi estenosis y mi aneurisma no es tan pequeño como se pensaban en un principio y tiene unas medidas considerables o sea que tiene que volver a estudiar mi caso junto con su equipo para ver las distintas opciones, para mí ha sido como un jarro de agua fría otra vez a la casilla de salida volver a empezar: deliberaciones, no ponerse de acuerdo, pros en contra, operar, seguir como estoy. Dicen que la ignorancia da la felicidad y yo hasta día de hoy era muy feliz volver a deliberar de nuevo no me gusta nada porque me pone en un situación nada fácil pero tampoco nos vamos a adelantar a los acontecimientos, estoy a la espera de una llamada. La de mi médico después ya se verá.
He salido, he llamado a Nico y he puesto un mensaje a Beatriz  contándole mi carena de desastres cuando he llegado a casa ya me estaba llamando, esto es una amiga y lo demás son tonterías. Ahora toca esperar....

Oiga Doctor



No hay comentarios:

Publicar un comentario